Trump enfrenta a EEUU con el resto del planeta al salirse del Acuerdo de París contra el cambio climático

Trump enfrenta a EEUU con el resto del planeta al salirse del Acuerdo de París contra el cambio climático

Comparte:

Share on facebook
Compartir en Facebook
Share on twitter
Compartir en Twitter
Share on linkedin
Compartir en LinkedIn

Este pacto estipula que el proceso para que un país se retire del acuerdo dura cuatro años, lo que postergaría la salida hasta el 4 de noviembre de 2020, un día después de las elecciones presidenciales.

Tras meses de polémica y debate público, el presidente Donald Trump anunció este jueves que va a retirar finalmente a EEUU del Acuerdo de París contra el cambio climático.

Firmado en el 2015, este pacto fue todo un hito histórico por conseguir unir a prácticamente todos los países del planeta para luchar contra el calentamiento global. Los únicos países pertenecientes a Naciones Unidas que no lo apoyan son Siria (por estar en guerra) y Nicaragua (que asegura que no es suficiente ambicioso). A este reducido club se unirá ahora EEUU.

“Desde hoy, Estados Unidos abandonará la implementación de los compromisos no vinculantes del Acuerdo de París y las cargas económicas y financieras draconianas que impone a nuestro país”, dijo Trump.

El presidente, desde el Jardín de la Rosa de la Casa Blanca, añadió que su decisión se produce porque el Acuerdo es “desventajoso” para Estados Unidos y “castiga” al país. Además, añadió que ha sacado a Estados Unidos de dicho acuerdo internacional porque “deja a los trabajadores, a los que amo, y a los contribuyentes absorbiendo el costo”.

Durante el discurso de Trump, el expresidenteBarack Obama reaccionó y aseguró que la decisión de esta administración une a Estados Unidos a “un puñado de naciones que rechazan el futuro”, según informó AP.

El Acuerdo de París que Trump abandona busca frenar el aumento de las temperaturas en la Tierra, reduciendo las emisiones de CO2 generadas por las fábricas, los autos y las plantas eléctricas.

Al decidir sacar al país, el presidente Trump cumple su amenaza de campaña, mostrando su desprecio por la lucha contra el cambio climático, problema global al que se ha referido muchas veces como “un invento chino” y “un mal negocio para EEUU”.

En su alocución, Trump pintó un panorama negativo para varios sectores de la economía basándose en un estudio que ha sido fuertemente disputado por grupos ecologistas. Dicho análisis afirma que se perderían hasta 2.7 millones de trabajos hasta 2025.

En su comunicado, Obama contestó esta afirmación sosteniendo que “los países que se mantienen en el Acuerdo de París serán las naciones que recogerán los beneficios de los trabajos e industrias creadas”. El expresidente igualmente hizo un llamado a los“estados, ciudades y empresas” para que “continúen y hagan incluso más” de manera que ayuden a “proteger el planeta que tenemos para las próximas generaciones”.

Pero Obama no fue el único a reaccionar criticando al mandatario. Francia, Alemania e Italia emitieron un comunicado conjunto para resaltar que el pacto no puede ser renegociado.

La canciller alemana Angela Merkel asimismo lamentó la decisión del presidente estadounidense, mientras la Comisión Europea afirmó que el mundo “puede contar con Europa en la lucha contra el cambio climático”.

Otro de los primeros en reaccionar fue Elon Musk, CEO de la compañía Tesla y SpaceX, quien cumplió su promesa de dimitir como asesor del presidente si finalmente hacía efectiva la salida de Estados Unidos. “Dejar París no es positivo para Estados Unidos o para el mundo”, escribió.

En la misma línea se pronunció Jeff Immelt, CEO de General Electric quien en su cuenta de Twitter se mostró “decepcionado” y recordó que el “cambio climático es real”. Por eso, subrayó que “las empresas deben ahora liderar y no depender del gobierno”.

En el lado del presidente se encuentran al menos 22 senadores republicanos, incluido el líder de la mayoría, Mitch McConnell, que recientemente le pidieron salirse de este consenso, así como de Scott Pruitt, director de la Agencia de Protección Medioambiental (EPA, en inglés), un escéptico del cambio climático. Sin embargo, algunos miembros del gabinete del presidente le habían aconsejado que no dejara el pacto, entre ellos, el secretario de Estado, Rex Tillerson, y su hija Ivanka.

Suíguenos en Redes Sociales

Noticias

Comunidad

Copyright ©2020

Memphis Noticias