Exsacerdote Manuel La Rosa se declara culpable de indecencia con un menor

Comparte:

Share on facebook
Compartir en Facebook
Share on twitter
Compartir en Twitter
Share on linkedin
Compartir en LinkedIn

HOUSTON, Texas.- El ex sacerdote Manuel La Rosa López se declaró culpable de indecencia con un menor en un caso que causó un gran revuelo en los últimos años entre la comunidad católica del área de Houston y Galveston.

Ante la jueza Patty Maginnis, en el Tribunal de Distrito 435 en el condado Montgomery, el religioso aceptó la culpabilidad de dos cargos de indecencia con un menor.

El religioso fue acusado de abusar de varios niños mientras era sacerdote en la Iglesia Católica Sagrado Corazón en Conroe, Texas en la década de los 90 hasta principios de los 2000.

Las fuerzas del orden se enteraron por primera vez de los crímenes de La Rosa López cuando dos víctimas denunciaron los hechos al Departamento de Policía de Conroe en agosto y septiembre de 2018.

El detective Joe McGrew investigó el caso, que condujo al arresto de La Rosa López el 11 de septiembre de 2018.

Luego de su detención, dos víctimas más declararon que La Rosa los tocó de manera inapropiada cuando eran niños.

Todas las víctimas de 13 a 16 años estaban muy involucradas en la iglesia católica y consideraban a La Rosa López como su líder espiritual y mentor.

Los afectados denunciaron que La Rosa-López traicionó la confianza que ellos tenían en él como sacerdote al besarlos, exponerse a ellos y tocarlos de manera inapropiada en varias ocasiones.

El Departamento de Policía de Conroe, en coordinación con la Oficina del Fiscal de Distrito del Condado Montgomery, se encargaron de las investigaciones.

Además, otras agencias del orden como los Texas Rangers ayudaron a ejecutar varias órdenes de registro para obtener una gran cantidad de evidencia y documentos.

Estas órdenes de registro incluyeron la Arquidiócesis de Galveston-Houston y el Centro Shalom, donde La Rosa-López fue atendido después de que una de las víctimas reportara el abuso a la Arquidiócesis en 2001.

Posteriormente, La Rosa López fue asignado a la Iglesia St. John Fisher. en Richmond, Texas, donde fue sacerdote hasta su arresto en 2018.

“Esperamos que con el tiempo se curen las heridas que este hombre tan egoístamente causó y que las cicatrices desaparezcan. El señor La Rosa despreciaba todo lo que apreciamos. Ahora tendrá el tiempo para pensar dentro de una celda en todo el daño que ha causado”, dijo el fiscal de distrito Brett Ligon.

Se espera que La Rosa López pase 10 años de prisión. Está previsto que sea sentenciado en diciembre. Cada uno de los cargos considerados delitos graves de segundo grado conllevaba un castigo desde libertad condicional hasta 20 años de prisión.

Suíguenos en Redes Sociales

Noticias

Comunidad

Copyright ©2020

Memphis Noticias